Aspectos básicos de un depósito acumulador (en proceso)

Un depósito acumulador es en el ámbito termo solar, el componente que guarda una capacidad concreta de agua, y se intercambia constantemente con el colector para elevar su temperatura. Para posteriormente ser usada allí donde se necesita agua templada o caliente.
¿Era obvio no?

Tipos de depósitos acumuladores:

  • Depósito de acero o galvánico, presurizado.
  • De acero o galvánico, sin presurizar.
  • Bidón de plástico, sin presurizar.

Presurizar o no presurizar, esa es la cuestión

¿Que significa eso de presurizar el depósito acumulador?

Pues un sistema presurizado es el típico depósito eléctrico, o una instalación termo solar comercial.
El sistema presurizado es un sistema cerrado donde no entra aire, y donde el agua se escapa con violencia si hay un poro o rotura en cualquier lugar del circuito de agua.
Un depósito presurizado no deja salir agua por ninguna parte, al no ser que abramos un grifo o provoquemos una fuga.
El agua que sale a presión por un grifo, es la consecuencia directa y proporcional de la entrada de agua en otro lugar del circuito.
Se podría decir para entenderse rápido, que un depósito presurizado tiene una entrada y una salida, y su comportamiento es como el de una vulgar tubería gigante.
La ventaja de un depósito presurizado, es que no precisa de ningún elemento para hacer viajar el agua.
Ni siquiera importa si ha de subir unos cuantos metros.
El agua que sale de este depósito, tendrá la misma fuerza que el agua que entra. (Presión de entrada = Presión de salida)

¿Entonces que es un depósito sin presurizar?

Un sistema sin presurizar es un bulgar bidón que acumula agua y nada más.
Una ducha improvisada de camping donde alzamos un cubo lleno de agua y una pequeña manguera para su uso.
Un cubo para apagar una hoguera es el análogo de un depósito sin presión.

(en proceso…)

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *